Nikon F4

Artículo publicado en el Foro de Ojodigital por un usuario cuyo nickname es pixelpeeper. En él hace una sucinta historia de esta mítica Nikon de la que yo, afortunadamente, poseo un ejemplar comprado de 2ª mano en Sevilla, por lo tanto tuvo que ser hacia 1995 ó 1996. Cuando la época digital ganó terreno y las cámaras analógicos comenzaron a estar desfasadas pensé venderla y de hecho la llevé a Fotocasión con esa intención, menos mal, ahora lo veo así, que ya no aceptaban este tipo de cámaras porque, según me dijeron, tenían un montón de ellas procedentes de  los departamentos de fotografía de todos los diarios que se estaban deshaciendo de las F4 y cambiándolas por digitales. A partir de entonces cayó en picado su valor monetario y ahora parece que hay un resurgir del sentimental, porque económicamente tampoco es que se pague mucho por ellas.

El artículo se acompaña de fotografías de la Nikon F4, al final del mismo colocaré las fotos de la mía.

Nikon F4

por Pixelpeeper  (Publicado en Ojodigital el: 10/08/2010)

Las Nikon F de un dígito (la gama profesional de las Nikon de película) forman parte del selecto club de cámaras que podrían considerarse la crème de la crème de la fotografía de 35 mm, club al que con toda seguridad pertenecerían la Contax RTS III, Pentax LX, alguna gloria germana de los sesenta (Contarex, Contaflex, Leicaflex…) las Alpa, Dynax 9, alguna Leica R, las Canon F1 New, T90 y Eos 1, las Olympus OM y las Leica M, entre otras.

Entre las Nikon F, la F4 siempre me ha parecido una cámara muy interesante, por su diseño a caballo entre lo antiguo y lo moderno y por el gran número de mandos diseminados por todo el cuerpo lo que, sumado a su gran tamaño, le da un aspecto imponente. Como acabo de hacerme de una F4s en eBay (un capricho que quería darme hace tiempo) ahí va un artículo sobre esta cámara:

De todas las Nikon F, la F4 es quizá la más controvertida. Todo el mundo está de acuerdo en que la Nikon F fue revolucionaria hasta tal punto que desplazó el centro de gravedad del mundo fotográfico de Alemania a Japón y marcó el inicio de una superioridad aplastante de Nikon en el ámbito profesional. La F2 no era más que una F perfeccionada, así que si la F era buena la F2 tuvo que ser la leche. La F3 introdujo la electrónica pero mantuvo el inconfundible estilo clásico de Nikon y siguió siendo la referencia profesional, fue una excelente cámara como también lo fueron la F5 y la F6, aunque ésta ya pintaba poco cuando apareció y su único mérito consiste en ser la mejor por ser la última. Entre la F3 y la F5 pasó algo: Nikon perdió la primacía del mercado profesional en favor de Canon. Que la marca que equipaba a la NASA y al National Geographic perdiese terreno en favor de una marca de fotocopiadoras que se vino arriba fue un marrón considerable que tuvo que comerse la F4, para muchos la mejor Nikon de película mientras que para no pocos es justo lo contrario… Una cámara que arrastra cierto aroma de fracaso porque las Canon le hicieron morder el polvo, al menos en el terreno del fotoperiodismo y los deportes.

El caso es que cuando apareció la F4 en el año 88 todo pintaba estupendamente para Nikon. La segunda mitad de los ochenta fue una época convulsa en el mundillo fotográfico por la transición al enfoque automático. Tras unos primeros torpes intentos iniciados por Pentax con la ME F (y seguidos por Canon con la AL-1 y después la T80, Olympus con la OM-30 y Nikon con la F3 AF) que intentaban adaptar el enfoque automático a cuerpos manuales de manera rudimentaria mediante objetivos motorizados, Minolta sacó al mercado en el año 85 la primera réflex autofoco con todas las de la ley, la Minolta 7000 AF, quizá la primera réflex moderna no sólo por el autofoco implementado a la manera a la que estamos acostumbrados, sino también por el abandono de los mandos clásicos en favor de una configuración vía pulsación de botones que mostraban información en una pantalla LCD. La Minolta 7000 AF fue un torpedo en la línea de flotación del resto de grandes marcas porque se vendió como churros y marcó el camino a seguir. En el 87 Canon decidió que la transición al enfoque automático pasaba por abandonar la montura FD y apostar por el nuevo sistema EOS, con una montura de mayor diámetro y acoplamiento cámara-objetivo completamente electrónico, lo cual les daba mayor libertad a la hora de incluir novedades. Ese camino ya lo había tomado Minolta un poco antes mientras que Nikon y Pentax prefirieron adaptar su montura y Olympus dejó languidecer su gama de cámaras réflex y se centró en las compactas (¿se repetirá la historia?). El movimiento de Canon produjo, en un primer momento, una desbandada de usuarios cabreados que dejaron la marca ante el abandono que sufrió la montura FD, pero la siembra del sistema Eos daría sus frutos muy pronto…

Poco a poco todos los principales fabricantes fueron sacando cámaras réflex autofoco con mayor o menor fortuna, pero ninguno se decidía a sacar un cuerpo plenamente profesional, así que Nikon le encargó al diseñador italiano Giugiaro (el mismo que diseñó el Volkswagen Golf original entre otros muchos automóviles y que ya había trabajado en el diseño de la F3) que le diese forma a la que iba ser la F4, una cámara que supusiese una evolución mucho mayor respecto de su predecesora de lo que ninguna Nikon F lo había sido hasta la fecha, pero con la premisa de no romper con el pasado, circunstancia que a Canon le estaba costando una sangría de clientes. La nueva cámara debía recoger todas las tecnologías que Nikon había ensayado con éxito en cuerpos de gama más modesta: el enfoque automático, la medición matricial, los nuevos obturadores que permitían sincros de 1/250… a eso se le debía sumar el tradicional diseño modular (ver foto abajo) y robustez de las Nikon F y las prestaciones típicas de un cuerpo Pro (visor con cobertura del 100%, cuerpo sellado, pantallas de enfoque intercambiables, MLU…). Giugiaro elevó la ergonomía de la cámara a un nuevo estándar, dando paso a un diseño más suave de lo que se estilaba entonces, con una empuñadura forrada de un compuesto de caucho que se adaptaba a la mano, en lugar de los tradicionales cuerpos angulosos forrados de vulcanita de la generación anterior. En dicho cuerpo se tuvieron que ubicar la multitud de accionamientos que incluía una cámara que era configurable hasta el menor detalle y que, probablemente, en un guiño a los fotógrafos más clásicos, prescindía de LCD. Lo cierto es que resolvieron el tema bastante bien, con mandos que quedan a mano y que son de un accionamiento preciso.

El resultado fue una cámara compleja como pocas (consta de 1.750 piezas) y se incluyeron tal cantidad de refinamientos y prestaciones nunca antes utilizados en una cámara profesional que es difícil imaginar cómo se las ingenió Canon para superar, en tan poco tiempo, un listón que se había dejado tan alto:

– La Nikon F4 fue la primera cámara profesional autofocus

– La Nikon F4 fue la primera cámara profesional con motor incorporado (conseguía 4 fps pelada y 5,7 fps con la empuñadura MB-21, la más común)

– La Nikon F4 fue la primera cámara profesional con medición matricial

Desde el chasis, construido en aleación de cobre y aluminio de una resistencia excepcional, hasta el sellado contra polvo y humedad, pasando por la electrónica (en su momento fue un alarde tecnológico, con nueve circuitos integrados incluidos tres procesadores), el obturador (garantizado por 150.000 ciclos —Canon sólo ofrecía 100.000 en sus Eos 1— con palas de distintos materiales y mecanismo para absorber las vibraciones), el motor incorporado, etc., TODO en la F4 fue cuidado hasta el mínimo detalle para reinar con autoridad en el mercado profesional. De hecho, cuando la F4 apareció a finales del 88 había tortas para comprarla por los más de 2000$ de la época que costaba sólo el cuerpo (si calculamos la inflación es probable que no resultase mucho más barata que una D3x actual).

Pero la reacción de Canon se produjo al año siguiente. En las Olimpiadas de Seúl, en el 88, la cámara usada por la mayoría de los fotógrafos deportivos era la Nikon F3; cuatro años más tarde, en Barcelona, predominaban las Eos 1 y los objetivos blancos, dominio que con el tiempo y en determinados campos profesionales llegó a ser insultante y que ha durado hasta hace bien poco, cuando la Nikon D3 ha conseguido equilibrar las cosas. Pese a que la F4 empezó con buen pie proporcionando a los usuarios de Nikon una evolución sin traumas, atrayendo a canonistas descontentos y cosechando todos los premios habidos y por haber, lo cierto es que la respuesta de Canon fue contundente y junto a la Eos 1 en el año 89 aparecieron una serie de objetivos L con motor de enfoque ultrasónico que de la noche a la mañana dejaron obsoleto el sistema Nikon gracias a su veloz y silencioso enfoque. El estabilizador de imagen a mediados de los noventa supuso la puntilla. El cambio de montura permitió a Canon introducir mejoras a una velocidad vertiginosa que Nikon no pudo contrarrestar adecuadamente y lo que en un principio a muchos pareció un error estratégico de Canon, a la larga se demostró como un gran acierto. A pesar de lo dicho antes, el enfoque de la F4 no es lento ni mucho menos. Cuando se critica su sistema de enfoque estamos hablando de situaciones de máxima exigencia dónde se requiere un enfoque rápido en modo continuo.
Volviendo a la Nikon F4, sólo hay que echarle un vistazo para darse cuenta de que es una cámara de transición entre las cámaras clásicas manuales y las modernas autofoco. Reúne características modernas pero carece de pantalla LCD y todos los ajustes se realizan por botones, levas y demás accionamientos manuales de los que puedo contar más de veinte en la mía sin fijarme mucho. Se cuidó especialmente la compatibilidad con lentes manuales, siendo hasta la aparición de la F6 la única Nikon capaz de medir en modo matrix con objetivos Ai. Su robustez es legendaria y su peso también, la mía pesa 1.630 gr con la empuñadura MB-21, baterías y un liviano 50 mm f1,8 (por comparar con algo, una Zenit TTL con un Helios 58 mm, un “hierro” soviético, pesa exactamente 1.000 gr). Esa circunstancia de “puente” entre las cámaras clásicas y las modernas es alabada por unos y criticada por otros: para unos reúne lo mejor de los dos mundos, para otros lo peor de ambos. Visto desde un punto de vista racional, no niego que los segundos no tengan sus razones, pero desde un punto de vista más emocional, para mi gusto, la F4 es una de las cámaras más bonitas que jamás se han construido y el feeling que proporciona es inigualable: transmite una sensación de calidad y poder que sólo está al alcance de algunos objetos fabricados con materiales de primera y con el cúmulo de experiencia y genio necesarios para convertirlos en un clásico.

Se fabricaron unas 600.000 unidades entre 1988 y 1997. El nº de serie empezó en 2.100.000 y acabó sobre el 2.700.000. A razón de algo más de unas 5.000 unidades al mes, una manera aproximada de conocer la edad de una F4 es hacer el cálculo con los datos anteriores. La Nikon F4 estaba disponible básicamente en tres sabores, en función de la empuñadura que montasen (hubo otras versiones menores pero no vale la pena extenderse). La F4 venía de serie con la empuñadura MB-20 que funcionaba con cuatro pilas AA. Si a una F4 se le monta una empuñadura MB-21 (se alimenta en total por 6 pilas AA y añade un botón de disparo vertical) se convierte en una F4s. Y si la empuñadura es una MB-23 (para batería Ni-Cd o 6 pilas AA) se convierte en una F4e.

Características técnicas de la Nikon F4:

Fabricante: Nikon
País de fabricación: Japón (montaje de componentes en la factoría de Mito, cerca de Tokio)
Año de fabricación: 1988-1997
Tipo de cámara: Réflex monocular autofoco de 35 mm con motor incorporado
Montura del objetivo: Bayoneta Nikon
Enfoque. Automático (único punto de enfoque central) y manual (con telémetro electrónico)
Objetivos compatibles: Todos los Nikon que le eches, las únicas limitaciones radican en que el VR no funciona y las lentes G sólo pueden operarse en modos P y S.
Modos de exposición: Manual (M), programa (P), prioridad a velocidad (S) y prioridad a diafragma (A)
Medición: Matrix, Central 60/40 y puntual, rango: 0 a 21 EV en matrix y 2 a 21 EV en puntual
Rango de velocidades de obturación: 1/8000 a 30 seg, más posiciones B y T. Sincro flash 1/250 sg
Visor (DP-20, el estándar): Intercambiable. Cobertura 100%. Magnificación 0,7X. Punto de mira 22 mm
Motor incorporado: Permite velocidades de 4 fps con la empuñadura MB-20 y 5,7 fps con la MB-21 y 23. Disponible modo silencioso a 1 fps.
Rango film ISO: 25 a 5000 ISO automático para película DX. 6 a 6400 ISO manual.
Dimensiones y peso:
con MB-20: 169 x 118 x 77 mm, 1.090 gr
con MB-21: 169 x 139 x 77 mm, 1.280 gr
con MB-23: 169 x 157 x 77 mm, 1.400 gr

Hasta aquí el artículo. Añado ahora fotografías de mi ejemplar:

Y una foto que he encontrado por ahí de Johnny Depp con una F4

 

 

Johnny Depp

Johnny Depp

Y si buena era el artículo de revisión que he puesto más arriba ahora, mayo de 2015, me he vuelto a encontrar con otro que es simplemente espectacular. Está en el foro Nikonistas y el autor es un tal Bost y está publicado en noviembre de 2011. Lo copio aquí porque hace una descripción tan pormenorizada que merece la pena acceder a él siempre que se quieran solucionar dudas o aprender sobre la F4. Además el hilo en cuestión lleva 21 páginas de comentarios, la mayoría insustanciales pero algunos muy interesantes que denotan el dominio de algunos foreros sobre esta cámara y sobre el sistema Nikon en general. Cada vez más contento de no haberme deshecho de ella.

LA MÍTICA EFECUATRO

HISTORIA

Publicar imagen

Cuando Nikon decidió dejar a un lado la F2 y poner en manos de los pro la F3 yo creo que no tenÍa muy clara la viabilidad del concepto de cámara electrónica, porque curiosamente actuó con bastante falta de decisión, y se sacó de la manga la serie FM para mantener el concepto de una cámara mecánica (como la F2), extremadamente sólida y fiable. Pero curiosamente la F3 les salió muy bien, y de esta forma mataron dos pájaros de un tiro, entregándonos además las joyitas que son las FM.

La historia de la F4 es un poco diferente. Cuando se buscó el difÍcil relevo de la F3 se diseñó un primer prototipo muy similar a la F3AF (debemos tener en cuenta que la F4 era la respuesta profesional a la necesidad de implementar el AF en la lÍnea top de Nikon). La F3AF macó el camino, y la F4 lo asentó integrando el AF como herramienta profesional. De la misma forma, la F4 introdujo dos nuevas variables en las cámaras profesionales: la medición matricial y el arrastre de pelÍcula incorporado, sin posibilidad de acción manual.

Se le encargó el diseño a Giugiaro, que habÍa diseñado la F3, pero como el encargo era hasta esa fecha el más rompedor con lo anterior, Giugiaro no preparó una cámara continuista con el concepto de la F3. SabÍa que Nikon debÍa entrar con la F4 en una nueva era y (aunque hizo un primer prototipo muy similar a la F3 que rápidamente deshechó) el diseño partió de cero.

Si volvemos atrás en el tiempo y nos ponemos en la situación del fotógrafo el dÍa que vio la presentación de la F4, en 1.988, fue más o menos como si viese un OVNI aterrizar delante de él. Ninguna cámara pro se veÍa o se sentÍa como una F4. Era diferente a todas las demás. Realmente novedosa y rompedora, con un aspecto y unas prestaciones que impresionaban. Canon tenÍa en su lÍnea profesional la new F1 trabajando desde 1.982, y no sacó la EOS 1 hasta mayo de 1.989, 9 meses más tarde que la F4 (y en respuesta obligada a ella).

Desde el punto de vista de hoy, y haciendo historia, la F4 fue una cámara puente. La unión entre lo tradicional y lo vanguardista. Fue un guiño al futuro de la fotografÍa guardando la compostura de la más severa tradición Nikon. Y quizá precisamente por esa razón, la F4 es una cámara mÍtica. La versión F4E es la SLR más voluminosa que ha fabricado Nikon. Para hacernos una idea, es aproximadamente igual de alta que una F5 o una D3X, y dos dedos más ancha.

La cámara perdió el diseño “industrial” tradicional, y las formas angulosas de sus predecesoras. En su lugar se diseñó una cámara prácticamente blindada, de gran tamaño, llena de curvas y lo más ergonómica posible. Su grip está sobredimensionado, lo cual puede venir bien o mal, pero indiscutiblemente ayuda mucho a aguantar el peso de la cámara y un objetivo profesional. Nikon acababa de marcar con la F4 las bases del diseño de las cámaras modernas. Todas las demás (F5, F6 y las digitales hasta la D3x) parten del concepto que inició la F4.

La F4 se puso a la venta en Septiembre de 1.988 y se dejó de fabricar en Mayo de 1.997, poco después de ser presentada su sustituta, la F5.

EL CUERPO
La F4 es una cámara profesional. Tope de gama de Nikon en 1.988, año de su lanzamiento, por lo que es sólida como una roca, fiable, duradera y muy estable en su manejo. Su chasis está formado por dos bloques de aluminio de alta resistencia y grosor, que dan al cuerpo una integidad estructural absoluta con una resistencia total a la corrosión y a la vez sirven para absorber cualquier vibración causada por el funcionamiento mecánico. Los grips (cualquiera de ellos) también llevan el mismo chasis de aluminio y su unión al cuerpo de la cámara tiene tanta precisión que no se tiene la impresión de que son módulos independientes.

Publicar imagen

La cámara lleva una “piel” de un compuesto de ABS y goma que cubre el esqueleto metálico siempre en contacto con él, y que fue diseñado para absorber golpes y minimizar los daños internos causados por ellos. Además aisla a la cámara de temperaturas extremas y de la agresión de agentes atmosféricos. Las zonas de contacto de la máquina con la mano se han cubierto además de un compuesto de caucho liso para mejorar el agarre. En este aspecto, la F5 lo mejoró bastante haciéndolo rugoso e incrementando bastante la adherencia de la mano. El compuesto de la F5 es similar al que hoy podemos ver en la D3x. El de la F4 no es que sea resbaladizo, pero si que hace peor su trabajo.

Los diales, botones, y piezas móviles están sellados para evitar la entrada de agua, polvo o cualquier otro agente agresivo. La circuiterÍa eléctrica y electrónica está también protegida contra el agua y cualquier cortocircuito, y en sus componentes esenciales, duplicada.

El obturador de la F4 fue el primero de desplamiento vertical de funcionamiento electromagnético y doble cortina y tiene 8 láminas, de las cuales 4 son de carbono y las otras 4 de una aleación especial de aluminio, ligera y muy resitente. El brazo accionador es de tungsteno para eliminar las vibraciones. Esto le permite un sinfin de ciclos a velocidades de 1/8000 de segundo, lo cual en aquella época era algo inusual ya que se venÍa de la F3 que tenÍa un máximo de 1/2000 seg. (aunque por aquellos años la Dynax 9 llegó a tener velocidades de 1/12.000 seg.).

La bayoneta es de acero, no de bronce (como es habitual aún hoy en modelos de gama inferior) fijada por 5 tornillos (no por los 4 de las demás) para incrementar la resistencia.

Para hacernos una idea de la complejidad de esta cámara: La F4 se compone de 1.850 piezas.

MODULARIDAD

Publicar imagen

La F4, igual que toda la serie F de Nikon se diseñó pensando en la modularidad de sus componentes para que cada fotógrafo pudiera “customizarla” adaptándola a sus necesidades especÍficas. Las partes modulares de la cámara son:

-Prisma. 4 modelos diferentes.
-Visores. El estándar, un magnificador, 1 vertical, 1 de acción, lentes correctoras, adaptadores y oculares de goma.
-Respaldo. 4 modelos diferentes, incluÍdo uno de 250 exposiciones y alta velocidad.
-Grip. 4 disponibles.
-Pantallas de enfoque. 12 modelos disponibles.
-Y todo el sistema profesional de NIkon en cuanto a objetivos y accesorios.

ERGONOMÍA

Publicar imagen

Aunque hoy en dÍa parezca impensable que una cámara no sea ergonómica, cuando salió a la venta la F4 nadie estaba acostumbrado a esa sensación, porque el concepto de cámara profesional habÍa sido hasta ese momento el de la F3. Por eso, el diseño de la F4 con su grip integrado y curvo era innovador en Nikon. Y no se quedaron a medias tintas. El grip de agarre es el más grande de la historia de Nikon. Y el más redondeado. TenÍa su lógica. La cámara era muy pesada, y con uno de los nuevos 80-200 2.8 necesitaba un punto de agarre impecable si se querÍa mantener la manejabilidad del sistema. Lo malo es que las manos de los fotógrafos no son iguales. Para quien tenga manos tirando a grandes, esta cámara es una delicia de agarre. Con guantes, igual. Pero no es muy tolerante con las manos pequeñas. Sobra grip por todas partes. Es curioso viniendo de Japón, porque la mano de un japonés es por lo general más pequeña que la de un americano, por ejemplo.

Publicar imagen
Nikon F4 básica.

El propio peso de la cámara y su solidez son puntos a su favor, porque hacen prácticamente desaparecer cualquier rastro de vibración o descompensación. La cámara se agarra y se maneja transmitiendo una innegable seguridad de uso. Es muy equilibrada en el peso (sobre todo con el grip S, y menos -por poco- con el MB-20 -y por demasiado- con el MB-23). Hemos de recordar que tanto el MB-21 como el MB-23 llevan además un segundo disparador para fotografÍa en vertical que es realmente útil en una cámara de este tamaño y peso.

Publicar imagen
Nikon F4s (F4 básica con empuadura MB-21)

Publicar imagen
Nikon F4E (F4 básica con grip MB-23)

CONTROLES

Dudo mucho que hubiera sido posible ponerle a esta cámara más botones, palancas, ruedas, levas y letreritos. Parece la cabina de un avión. Esta fue la última cámara pro de NIkon que prescindió de pantalla LCD. Todo está ahÍ de forma “analógica”. Toda acción se realiza directamente, a través de su mando, no girando ruedecitas y mirando al LCD. Y todo está pensado de forma prácticamente indestructible, duradera e incluso para ser usado con guantes. Y para que os deis cuenta de la cantidad de palanquitas que lleva, esta es la lista completa:

1.- Disparador.
2.- Modos de disparo y ON/OFF (L, S, Ch, Cl, Cs, Autodisparador)
3.- Seguro del dial de modos de disparo.
4.- Selector de programa (Ph, P, S, A, M)
5.- Compensador de exposición (de -2 a +2)
6.- Seguro del compensador de exposición.
7.- Iluminación del visor (On/Off)
8.- Contador de exposiciones
9.- Leva de exposiciones múltiples
10.-Selector de velocidad de obturación.
11.-Rebobinador (R1)
12.-Rebobinador (R2)
13.-Seguro del R2
14.-Ajuste de dioptrÍas del ocular
15.-Selector de modo de medición (puntual, promediada y matricial)
16.-Selector de compensación fina de exposición para pantallas de enfoque
17.-Lector de compensación fina de exposición.
18.-Mirror up (mecánico)
19.-Selector AF-L+AE-L, AF-L
20.-AF-L
21.-AE-L
22.-Liberador de la bayoneta
23.-Botón de profundidad de campo
24.-Disparador vertical (MB-21, Mb-23)
25.-Seguro del disparador vertical (MB-21, MB-23)
26.-Palanca de liberación del prisma
27.-Selector de ISO
28.-Seguro del selector de ISO
29.-Palanca de rebobinado manual y leva de liberación del carrete.
30.-Seguro de leva de liberación del carrete.
31.-LED de aviso de falta de pelÍcula
32.-Botón de comprobación de estado de las pilas.
33.-Palanca de obturador de seguridad del visor.
34.-Selector de modo de enfoque (AF-S, AF-C, M)

… más los accesos remotos, PC, etc…. y sin contar los mandos de los respaldos MF-22, MF-23 y MF-24

Publicar imagen

Y todos estos controles están fabricados para resistir cualquier tipo de maltrato. No hay uno sólo que podamos considerar como un punto débil. Pero curiosamente tampoco debemos sentirnos impresionados por tal cantidad de cachivaches. El manejo de la cámara es realmente fácil e intuitivo. Tanto control no es ningún inconveniente apreciable mientras se trabaja con ella.

LA MEDICIóN. PRISMAS. PANTALLAS DE ENFOQUE

El visor de la F4 es simple y llanamente impresionante. Enorme, luminoso, nÍtido, limpio. Si cogemos una F4 y una D300s y miramos a través del visor de cada una de ellas, el de la D300s parece de juguete. Completamente. Y ambos cubren el 100% del fotograma, pero sinceramente no parecen de la misma especie.

Publicar imagen

La información del visor es completa y no se echa de menos nada. Bajo la rueda de velocidades, por su parte delatera hay una palanca que si la desplazamos hacia la derecha, hace que se ilumine la pantalla de cristal lÍquido con la información del visor y la ventana de diafagmas, muy útil para trabajar no sólamente con poca luz, sino para aquellas circunstancias en que se necesite leer la información de manera instantánea.

Publicar imagen

El prisma lleva dentro el fotómetro de la cámara, conectado con el cuerpo a través de una serie de contactos de cobre. Y como dato curioso, lleva un compensador de exposición que va de +1.5 a -2 (con su correspondiente ventanita) ya que hay pantallas de enfoque que necesitan de dicha compensación. Además de esa función, podemos utilizarlo para corregir con precisión la exposición general de la cámara. Es un detalle muy profesional y realmente útil si se busca la mayor precisón prosible.

Además, el prisma lleva la rueda de medición (matricial, ponderada o puntual) y el corrector de dioptÍas del ocular.

Publicar imagen

El prisma se quita presionando una leva en su lado izquierdo y de desliza hacia atrás por unos raÍles de aluminio.

En la parte trasera lleva una palanaca que al presionarla tapa el ocular con unas cortinillas metálicas rojas para que no entre luz en largas exposiciones. El detalle de colorear las cortinillas de rojo para evitar olvidos, es perfecto y muy profesional.

Su ocular de goma (altamente recomendable) es el Nikon DK-2.

Publicar imagen

La F4 tiene 3 formas de medición:

– Puntual. Y además bastante puntual. Es muy precisa y ocupa el circulito central marcado en la pantalla de enfoque.

– Ponderada central. 60-40%. La clásica de toda la vida, heredada de la F3

– Matricial. De 5 segmentos, bien compensados. Nikon hizo un gran trabajo con esta matricial y se puede usar como medición normal de la cámara sin problemas y con resultados magnÍficos, pasando a las otras sólo en casos puntuales. A Nikon le costó bastante acabar metiendo la medición matricial en su gama pro, pero cuando lo hizo, lo hizo realmente bien.

LOS GRIPS

Publicar imagen

La F4 tiene 4 grips: El MB-20, el MB-21, el MB-22 y el MB-23.

MB-20: Es el grip original de la F4. Es el más pequeño y el que hace la cámara más manejable y menos aparatosa. Lleva 4 pilas AA y dura unos 30 rollos de 36 exposiciones. La cámara con este grip pesa 1.020 gr.

High Speed Battery Pack MB-21: La F4 con el grip MB-21 se puso a la venta a la vez que la original y se denominó F4s. Lleva 6 pilas AA o Ni-Cd. Dura unos 90 rollos de 36 exposiciones. La cámara pesa con este grip 1.280 gr. Este grip lleva empuñadura vertical y disparador vertical. El grip vertical es completamente metálico (aluminio). 5.7 FPS.

High Speed External Power Grip MB-22: Poco conocido. Es exactamente igual que el MB-21 pero en lugar de llevar el disparador vertical, lleva una terminal para conectar la cámara a una fuente externa de alimentación constante. No tengo fotos, pero se puede ver aquÍ:

http://mir.com.my/rb…urce/index1.htm

High Speed Battery Pack MB-23: Tiempo después (1.991) se puso a la venta una nueva versión de la F4 con el grip MB-23. Se denomimó F4E. Este grip está multialimentado. Se le puden poner 6 pilas AA alcalinas o de Ni-Cd, y también el pack de baterÍa MN-20. La cámara pesa con este grip 1.400gr. La cámara con este grip es un verdadero tanque. Esta configuración de la F4 la hace la cámara profesional de Nikon más grande de su historia. 5.7 FPS.

A pesar de que Nikon designó de forma diferente a los 3 modelos de F4 (F4, F4S y F4E) mantuvo la designación única “F4” marcada en todos los cuerpos.

LOS RESPALDOS

Publicar imagen

Publicar imagen

A la F4 se le pueden poner 4 respaldos distintos:

El respaldo original es plano, con una ventanilla para ver qué carrete tenemos metido, con chasis de aluminio y apoyo ergonómico del pulgar.

El respaldo Multifunción MF-23 es una verdadera maravilla y se puede decir que una F4 no está operando al 100% de su potencial sin este respaldo. Permite copiar los datos exif entre fotogramas, es intervalómetro, puede controlar exposiciones largas de hasta 1.000 horas de duración (no es broma), autobracketing de hasta 19 exposiciones, focus freeze (la cámara se dispara cuando el sujeto entra en foco), tiene alarma progamable diaria, etc… algo impresionante.

ESPECIFICACIONES DEL RESPALDO MULTIFUNCIóN MF-23

Sensibilidades utilizables de pelÍcula: 25 – 3200 ISO

Ajustes de exposición de la pelÍcula: Se provee de 4 pasos: ajustados automáticamente de acuerdo a la sensibilidad de la pelÍcula a ser usada (con pelÍcula a color), también se dispone de ajuste manual.

Opción de impresión de datos: LED de 8 dÍgitos y 7 segmentos (entre fotogramas), 7 segmentos y 6 dÍgitos (en el fotograma).

Impresión de datos: Entre fotogramas: año/mes/dia, dÍa/hora/minuto/(segundos). Número fijo, número de exposiciones, velocidad del obturador de la cámara y apertura, valor de compensación de exposición. En el fotograma: año/mes/dia, mes/dÍa/año, dÍa/mes/año, dÍa/hora/minuto, hora/minuto/segundo, número de exposiciones, número de secuencia, número fijo.

Función de cronomedidor de intervalos: Se pueden fijar intervalos de hasta 99 horas, 59 minutos y 59 segundos; se pueden efectuar hasta 99.999 tomas entre intervalos, hasta 99.999 veces.

Función de exposición de largo tiempo: La duración de exposición disponible es de 1 segundo a 999 segundos, de 1 minuto a 999 minutos o 1 hora a 999 horas con la velocidad de obturador de la cámara fijada en “B”.

Función de enfoque congelado (prioridad de enfoque): Controla la liberación del obturador de la cámara mediante señales de enfoque desde la cámara (con el modo de enfoque fijado en posición M):

Función de encuadre de exposición automática: Se pueden tomar hasta 19 fotogramas del mismo sujeto usando una variedad de exposiciones (incrementando de 1/3 a 2EV entre fotogramas) con un rango máximo de compensación de +-8EV)

Función de retardo de exposición: El tiempo remanente antes de la exposición puede ser fijado hasta 99 horas, 59 minutos, 59 segundos y tomar hasta 99.999 tomas.

Función de alarma diaria: La alarma puede ser fijada para sonar a un tiempo dado todos los dÍas (hora, minutos, segundos).

Función de alarma de pelÍcula: Suena la alarma cuando la pelÍcula alcanza el número prefijado de fotogramas.

Función de parada de la pelÍcula: Bloquea el obturador y suena la alarma cuando la pelÍcula alcanza el número prefijado de fotogramas.

Control de carga Speedlight: Para el controlador de intervalos o la operación de retraso de exposición, enciende el Speedlight (con interruptor de respaldo) 30 segundos antes de la liberación del obturador.

El respaldo de datos MF-22, que tiene las siguientes caracterÍsticas:
Tipo de impresión de datos: Cristal lÍquido de 7 elementos, 6 dÍgitos, el tiempo de impresión de datos es controlado por el ajuste de sensibilidad de la pelÍcula.Visualización de datos: Año/mes/dÍa/hora/minuto. No hace nada más. La calidad de construcción es impecable, a la misma altura que el MF-23.

El repaldo multifunción MF-24 es un MF-23 que permite una carga de pelÍcula de 250 exposiciones.

Publicar imagen

COMPATIBILIDAD DE OBJETIVOS

La F4 es la NIkon Pro que ofreció más compatibilidad con todos los objetivos fabricados hasta esa fecha. Funcionan en ella todos los AF, todos los AIS (incluÍda medición matricial), los AI y los pre-AI. La F5 perdió esa compatibilidad total a cambio de poder usar objetivos G (obviamente porque en 1.988 no existÍan los objetivos G sin anillo de diafragmas), cosa que la F4 no puede hacer al 100%, aunque si funcionan perfectamente en P, Ph y S.

Publicar imagen

ESPECIFICACIONES

Tipo de cámara: Réflex de objetivo único, 35mm

Formato: 24x36mm (formato estándar de pelÍcula de 35mm)

Montura del objetivo: Montura Nikon F

Objetivos compatibles: Nikkor AF, Nikkor AIS, Nikkor AI, NIkon Pre-Ai con montura F, y G con limitaciones.

Modos de enfoque: Enfoque automático y manual con telémetro electrónico
Sistema de detección de AF: Sistema de fase TTL con módulo avanzado de AF Nikon AM200
Campo de detección de AF: De -1EV a EV18
Actuación AF: Servo único o contÍnuo
Bloqueo de AF: Si, con posibilidad de uso simultáneo con AE-L
Telémetro electrónico: Disponible en modo de enfoque manual con objetivos compatibles

Medición de exposición: Matricial (visor DP-20), ponderada al centro (DP-20) y puntual (cualquier visor)
Conmutador del exposÍmetro: Al apretar el disprador. Se mantiene 16 segundos activo al levantar el dedo.
Campo de medición: De 0 a 21 EV (matricial), De 2 a 21 EV (puntual)
Control de exposición: Ph, P, A,S,M
Bloqueo de exposición: Si.
Compensación de exposición: de -2 a +2 EV en pasos de 1/3 EV
Exposición múltiple: Mediante palanca dedicada
Inspección profundidad de campo: Si. Mediante botón dedicado en modos A y M, coaxial con palanca de elevación de espejo

Espejo réflex: De retorno instantáneo, automático con dipositivo de elevación

Obturador: Plano focal de desplazamiento vertical controlado electromagnéticamente con balancina de obturador.
Disparador del obturador: Electromagnético con disparador magnético.
Velocidades de obturación: Cotroladas por niobato de litio desde 1/8000 seg. a 30 segundos sin pasos en los modos Ph, P o A. De 1/8000 a 4 segundos en modos S o M por pasos de 1 EV. Posiciones B, T y X (1/250 seg.)

Visor: Telémetro del fechador múltiple DP-20 como equipo estándar. Tipo pentaprisma fijo a nivel del ojo, tipo mira elevada. Ampliación 0,7x, cobertura del 100% del fotograma. Palanca de ajuste dióptrico. Soporte para accesorios. Disco de compensación para pantallas de enfoque y palanca de cierre del ocular. Intercambiable con visores AE, DW-21, DW-20.
Información del visor: Por LCD. Valor de compensación de exposición, contador de exposiciones aditivo, sistema de medición en uso, velocidad de obturación, apertura de diafragma, modo de exposición, información analógica electrónica, indicador de bloqueo AE, apertura mediante ventanilla ADR, indicadores de enfoque, compensación de exposición y flash listo/cargando. Mando de iluminación del visor para trabajar con luz escasa.
Mirilla: 22mm

Pantalla de enfoque: Nikon Brite View tipo B con señales de enfoque para AF, intercambiable con 12 pantallas opcionales.

Márgenes de sensibilidad de pelÍcula: ISO 25 a 5000 con código DX. 6 a 6400 en pasos de 1/3 EV para manual.
Ajuste de sensibilidad: Automática con código DX, manual.
Carga de la pelÍcula: Avanza automáticamente hasta el primer fotograma al apretar el disparador
Avance de la pelÍcula: En modo S avanza un fotograma por disparo, en modo Ch (contÍnuo rápido), Cl (contÍnuo lento) y Cs (contÍnuo silencioso) los dispros se hacen mientras se mantenga pulsado el disparador. 5,7 fps (Ch), 3,4 fps (Cl), 1 fps (Cs)
Contador de exposiciones: dos de tipo aditivo. Uno en la parte superior de la cámara y otro en el LCD del visor
Rebobinado de pleÍcula: Automático (palancas R1+R2) o manual. Rebobina un rollo de 36 exposiciones en 8 segundos.

Autodisparador: Si. 10 segundos, controlado electrónicamente. Anulable.

Tapa de la cámara: Con bisagras. Intercambiable (MF-22, MF-23, MF-24)

Soporte para accesorios: Contactos de soporte activo tipo ISO estándar, contacto para listo-disparo, contacto para flash TTL, contacto de inspección
Sincronización del flash: Entre 1/60 y 1/250 seg. en los modos Ph, P o A. En M a la velocidad ajustada con tope en 1/250 seg. Con velocidades mças largas de 1/60, a cortinilla trasera sincronizada en modos Ph, P o A.
Flash listo-disparo: Por LED en visor, parpadea si la exposición es inviable
Flash de AF: Con unidadesSB-24, 23, 22 y 20.

Fuente de alimentación: Depósito de baterÍas MB-20 (4 AA), High Speed Battery Pack MB-21 (6AA), High Speed External Power Grip MB-22 (alimentación externa contÍnua), High Speed Battery Pack MB-23 (6AA o baterÍa dedicada). Regulador de alimentador externo MB-22.
Duración de baterÍas: Con MB-20 30 rollos de 36 exposiciones. Con MB-21 90 rollos de 36 exposiciones. Con MB-23, más de 120 rollos.
Comprobación de carga de las pilas: En el LCD del visor. Con botón de comprobación dadicado en empuñaduras MB-21 y MB-23

Dimensiones: 168.5×138.5×76 (ancho, alto, fondo) con MB-21. 168.5×117.5×76.5mm (ancho, alto, fondo) con MB-20.

Peso: Sólo el cuerpo 1280gr. con MB-21. 1090gr. con MB-20. 1400gr. con MB-23

Publicar imagen

FECHANDO NUESTRA F4

Para saber la edad de nuestra F4 debemos hacer una sencilla operación matemática: La primera F4 tuvo el número de serie 2.100.000, y se fabricó en Septiembre de 1.988. Nikon fabricó 5.000 cámaras al mes hasta Mayo de 1.997. La F4 continó distribuyéndose hasta Julio del año 2.000.
Por lo tanto, restando el número de serie de tu cámra a 2.100.000 y dividiéndolo entre 5.000 nos da el número de meses desde Mayo de 1.988 que pasaron hasta llegar a ese número de serie.

LA F4 EN FUNCIONAMIENTO. SENSACIONES PERSONALES

No serÍa muy objetivo hablando de las sensaciones que me produce esta cámara, porque reconozco que es mi cámara favorita, pero simplemente diciendo que al usarla por primera vez ha sido la única vez que he sentido algo similar a cuando, siendo muy jóven y después de mucho ahorrar, conseguÍ tener en mi mano mi primera Nikon. Es una cámara impresionante. Es pesada pero de agarre muy natural. Es fácil de manejar. Mirar por su visor es una experiencia maravillosa, es rápida, muy cómoda en la mano. La versión que considero más equilibrada es la F4S, aunque el grip con mejor agarre para fotografÍa vertical es sin duda el E. Creo que si se van a usar objetivos grandes y pesados, la elección es la F4E. Para objetivos normales (zoom o fijos) la F4S, y para la mayor manejabilidad posible, la F4 estándar.

La cámara mide muy bien y el motor del AF es realmente potente (dentro del hecho de que es la primera F con autofoco, claro). Es capaz de encontrar buenas exposiciones con foco perfecto y en prácticamente cualquier tipo de iluminación a pesar de que su medición matricial es bastante primitiva.

Todos los controles están a mano. Muy bien pensados y ocupan el sitio que se espera que ocupen. Es una cámara que enseguida se nota familiar y bastante más silenciosa que las mecánicas como la FM3A.

La carga del carrete es sencilla porque sólo hay que apoyar la pelÍcula y llevarla hasta la marca roja. La cámara hace el resto. No hace falta engancharla siquiera. Rebobina bastante rápido.

En definitiva. La F4 es una cámara mÍtica y entre las manos se comporta como tal. Es difÍcil encontrarle un pero trabajando con ella. Bueno, si, incluso dos: El seguro del selector de modos de disparo y de encendido/apagado de la cámara. Es incomodÍsimo y no acierto a adivinar cual fue la razón para diseñarlo asÍ. El otro pero es el disparador vertical del grip “S”. Cae demasiado cerca de la mano y es muy fácil accionarlo involuntariamente. Yo lo llevo casi siempre con el seguro puesto por esa razón. Para evitar eso, el disparador vertical del grip “E”, es mucho mejor.

Aparte de todo ello, es una cámara que a uno lo transforma inmediatamente en completo friki-fan suyo:

Publicar imagen

Publicar imagen

CONCLUSIóN

La NIkon F4 no es una joyita como la FM3A. Es una herramienta de trabajo dura, sólida, fiable, grande, pesada y resolutiva. La puedes meter en cualquier situación. La puedes poner a trabajar en la Antártida o en el Sáhara, en una mina o en el Everest. Da la sensación de que vas a morir tu antes que ella. Es una cámara seria. Muy seria. Realmente profesional. Muy intuitiva y manejable. Ergonómica pero contundente. No se pasa desapercibido con una en la mano. No es una buena cámara para street o robados, pero si es una buena cámara para cubrir la Guerra del Golfo desde primera lÍnea, por ejemplo.

Advertisements

About anfluque

ElVeterinarioBibliotecarioAfotador
This entry was posted in Nikon, Nikon F4 and tagged , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s