Hermann Krone (1827-1916)

Entrada previamente publicada como colaboración en el blog Sales de plata.

No hace mucho, mientras “Googleaba” en busca de cosas interesantes para mis aficiones, me topé con esta foto que me llamó la atención:

Hermann Krone

El personaje que aparece sentado en una especie de gabinete rodeado de mil y un artilugios fotográficos, desde una enorme cámara de fuelle soportada por un no menos enorme trípode hasta una multitud de lo que parecen objetivos con un aspecto metálico, pesado, que impresiona es Hermann Krone y la fotografía es un autorretrato de 1858. Como gran amante de los “cachivaches” que soy, me quedé un poco asombrado ante semejante despliegue por lo que seguí indagando sobre él ya que, ignorante de mí, no le conocía.

La casualidad, o el destino, según para quien, hizo que Krone fuera a nacer el mismo año en que Daguerre y Niépce se conocieran, es decir, en 1827, concretamente el 14 de septiembre. Vino al mundo en Breslau, ciudad de la Baja Silesia polaca que tras la conquista de Federico el Grande de Prusia pasó a ser una provincia prusiana más cuya capital se estableció precisamente en Breslau. Así continuaría hasta que al finalizar la I Guerra Mundial volvió a pertenecer a Polonia gracias a las imposiciones de los vencedores sobre Alemania.

Hijo de un litógrafo desde muy joven aprendió de él los secretos de tal actividad aunque lo que verdaderamente llamó su atención y despertó su curiosidad fue el conocimiento de los experimentos de fijación de la imagen que se estaban llevando a cabo y que culminarían en 1839 con la presentación oficial del Daguerrotipo en París (algo de esto comenté ya en mi anterior entrada). Así mismo tuvo conocimiento del trabajo de William Fox Talbot para fijar imágenes en negativo sobre papel sensibilizado de los que después obtenía copias en positivo igualmente en papel, o sea, los calotipos de Talbot. Tanto fuel el interés de Krone en estos asuntos que a la temprana edad de 16 años, en  1843, ya obtuvo sus primeros daguerrotipos y calotipos. Entre 1843 y 1848 estudió filosofía, historia natural y astronomía en la universidad de Breslau y en 1848 obtuvo una imagen de las estrellas que causó la admiración del mismísimo Alexander von Humboldt. Su natural inquietud le llevó a fotografiar todo tipo de temas: paisajes, retratos, ciudades, bodegones, desnudo, etc. :

Paisaje

Dresden, 1857

Familia

Bodegón

Desnudo

Posteriormente los temas científicos coparían la mayor parte de su actividad e interés.

Parece que era un joven con gran iniciativa, ahora le llamarían emprendedor seguramente, ya que en 1849, con 22 años, abre su primera academia en Dresden para enseñanza del daguerrotipo y en 1851 su propia escuela de fotografía en Leipzig. Parece que estas iniciativas tuvieron éxito como lo prueba el hecho de que sólo un año más tarde, 1852, establece un nuevo estudio en Dresden que ya incluye su propia escuela de fotografía en las que trabaja con negativos en papel y colodión húmedo, el Phographische Porträt und Lehranstalt, que mantendría hasta 1870, año en el que comienza a impartir clases en el Politécnico de la misma ciudad.

En 1869 funda la Sociedad Fotográfica de Dresden, Photographische Gesellschaft zu Dresden, y edita su propia publicación: Helios.

Entre 1874 y 1875 es comisionado por el gobierno alemán para desplazarse con una expedición a las islas Auckland, en Nueva Zelanda, para fotografiar el raro fenómeno del tránsito de Venus por delante del disco solar que estaba previsto para el 9 de diciembre de 1874, regresando después vía Australia e India.

Transito Venus Kronen

Este hombre no para, cada año nos sorprendería con una nueva actividad. En 1876 obtiene la acreditación como profesor universitario en una materia que trataba sobre el uso de la luz en la Fotografía al servicio de la Ciencia(¿Alguien sabe dónde se estudia esto en la actualidad? ;-)). Pero es que además le hacen presidente de una asociación de fotógrafos expertos del reino de Sajonia. Durante sus años de docente experimenta con el color y con la luz artificial.

A la muerte de su esposa, en 1897, comienza una compilación de… ¡poemas!  Su incansable actividad en el mundo de la fotografía la complementa escribiendo poesía;  pero no cuatro poemitas de nada, no. La compilación da para ¡4 volúmenes! que se irán publicando entre 1899 y 1902.

Con 80 años se retira (¿Pero la jubilación no era a los 65?). Dona su Historisches Lehrmuseum für Photographie (algo así como un museo para la didáctica de la fotografía) a la Escuela Técnica de Dresden que, en agradecimiento le nombrará años después Doctor Honoris Causa. Tiene tiempo y ganas para entregar a la imprenta el manuscrito de su libro The Standard Photographic  Methods Retaining their Practical Value Forever y por fin el 17 de septiembre de 1916 se retira a descansar eternamente después de una vida bien aprovechada.

Krone anciano

Advertisements

About anfluque

ElVeterinarioBibliotecarioAfotador
This entry was posted in Hermann Krone, Sales de Plata and tagged , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s